jueves, marzo 16, 2006

Calendula officinalis









© Anahí Lazzaroni

4 comentarios:

flor dijo...

El amarillo de algunas flores me revela el trigo que llevaba en el pelo mi abuela campera.

Anahí Lazzaroni dijo...

¿De qué provincia era ?

Anónimo dijo...

a van gogh le hubieran gustado. Ah... el amarillo, qué impostura de color. Una foto intensa. Bella y prepotente. Loli

Anahí Lazzaroni dijo...

Oh!!! Muchas gracias.